May 12, 2015

Presidente Danilo Medina convierte en prioridad desarrollo turístico del Suroeste


El presidente Danilo Medina heredó una compleja situación que obstaculizaba la puesta en marcha de los planes para el desarrollo turístico de la provincia de Pedernales, pero el curso de los acontecimientos parece indicar que existe voluntad política para crear las condiciones y sacar adelante el proyecto.

Al juramentarse en agosto de 2012 Medina encontró muy adelantada la tarea del Ministerio de Turismo, que en abril del 2012 concluyó el

proceso de consulta y planeamiento para Pedernales, que cerró en abril de ese año con un Plan Sectorial de Ordenamiento Territorial Turístico (PSOTT) y la resolución que lo oficializa firmada por el ministro Francisco Javier García.

Pero también encontró sobre el escritorio el maloliente expediente de los terrenos estatales necesarios para el proyecto turístico, traspasados a manos privadas después de convertirlos en predios para la reforma agraria.

Y como espinita en el zapato, la presencia de actividades mineras y una cementera, de limitado impacto económico y social, pero asentadas con su carga contaminante en el corazón del área designada como núcleo principal de la propuesta del Ministerio de Turismo, incluyendo el conflictivo puerto de Cabo Rojo y un hotel estatal de 50 habitaciones usufructuado por la cementera.

Este era el escenario a partir del cual debería producirse el lanzamiento del desarrollo turístico de Pedernales, llamado a ser uno de los principales legados de la presidencia de Medina, y la opción para una provincia con el 60% de sus hogares en pobreza, a pesar de sus riquezas naturales y de la explotación minera iniciada en los años 50 por la Alcoa y la producción de cemento lanzada al iniciar la pasada década.

Para comenzar. A poco de iniciar su mandato, Medina creó una comisión integrada por los Ministros de Medioambiente y Turismo y el Consultor Jurídico de la Presidencia para desencallar el expediente de los terrenos privatizados, que guardado en los tribunales de justicia casi desde iniciado el proceso en 1997, cuando el Gobierno de Leonel Fernández solicitó la anulación de los títulos fabricados para legalizar la expropiación privada de un área pública, orquestada desde el Instituto Agrario Dominicano.

Esta comisión buscó como vía rápida crear un fideicomiso para superar el litigio sobre la propiedad de las tierras, que se ocuparía del desarrollo y entregaría el 55% de los beneficios al Estado y el 45% a quienes reclaman la propiedad de las tierras estatales.

Esto fue presentado en febrero del 2013, pero generó un fuerte movimiento de repudio. En esa ocasión la Presidencia de la República emitió un comunicado explicando sus razones, en el que decía que para garantizar el derecho al bienestar de los habitantes del Sur, una de las acciones del Gobierno es poner en “marcha un proyecto turístico de gran alcance que incluye el litoral playero de Pedernales y que deja fuera las áreas protegidas.

El rechazo motivó al Presidente a cambiar el rumbo y volver a la batalla legal en los tribunales, pero añadiendo lo que faltaba: voluntad política, abogados comprometidos y “empujando” desde el propio Palacio Nacional. El 25 de agosto de 2014 el Tribunal de Tierras de Jurisdicción Original declaró nulos los títulos de la expropiación privada de los predios estatales.

Con más velocidad. Esta victoria, aplaudida en los más diversos palcos, dio velocidad al proyecto. En octubre del 2014 Medina, de visita en Bahoruco para inaugurar el Museo y Taller de Larimar patrocinado por Banreservas, dijo: “yo vislumbro en los próximo años a miles de turistas viniendo a Bahoruco a visitar esta tienda y esta escuela cuando desarrollemos a Bahía de las Águilas, que es un proyecto que está ahí, y que todo indica que pronto comenzará…”

También mostró las expectativas de Medina y el interés de su equipo de colaboradores cercanos, fue el entusiasmo con el PSOTT de MITUR. “Eso va porque está en manos del Presidente”, dijo hace poco el ministro Javier García respondiendo a una pregunta sobre la voluntad para mover los obstáculos en el camino de Pedernales hacia el desarrollo del turismo.

Para remachar el clavo, al rendir cuentas el 27 de febrero, Medina refirió eufórico la sentencia de agosto 2014 sobre Bahía de las Águilas, dijo estar seguro de que la Justicia devolverá al pueblo esa propiedad, proclamó que “ha llegado la hora del Sur”, e informó sobre el proyecto de MITUR.

Existen indicios de que Pedernales es una prioridad en el Palacio. Se han producido muchas reuniones, las tareas preparatorias avanzan y la comunicación MITUR-Presidencia es fluida, apoyada en la voluntad de Medina y en la seguridad de que el Tribunal Superior de Tierras resolverá en favor del Estado. El objetivo es estar listo para arrancar cuando llegue ese momento.

Funcionarios que conocen el proyecto y están al tanto del activismo pro Pedernales están esperanzados. Aseguran que este será el legado de Medina para la región y hablan entusiasmados de los detalles del proyecto de MITUR. Afirman que hay empresas interesadas con experiencia y recursos para invertir si el Gobierno hace su tarea.

 

(Fuente: http://hoy.com.do/llego-la-hora-de-pedernales-medina-convierte-desarrollo-turistico-del-suroeste-en-prioridad/)

Category:Novedades 

Categorías